Lo que hemos realizado el Camino lo sabemos, es una experiencia inolvidable. El Camino es un espacio que trasciende al tiempo y a las personas y que sin embargo siempre ha formado parte de todos. En sus más de mil años de historia, el Camino ha generado una gran vitalidad social, cultural y económica; donde cada peregrino forma parte de una experiencia compartida en la que todo puede pasar y donde la colaboración es la base del buen Camino; pero lo que está claro es que el Camino de Santiago es una estupenda forma de conocer España por sus diferentes rutas.

En esta ocasión, vamos darte unos consejos para que puedas hacer el Camino de Santiago desde León y disfrutar de su monumentos y la naturaleza a lo largo del recorrido.

¿Te animas a recorrer el Camino este año desde León?

camino de santiago

1. Elige bien el camino.

Si es la primera vez, te recomendamos que hagas el Camino Francés empezando en León. La capital leonesa se encuentra a unos 300 kilómetros de Santiago de Compostela y por la provincia transcurren más de 200 kilómetros de rutas jacobeas durante 9 etapas. Desde este punto de partida, recorrerás 14 etapas a pie hasta tu destino, Santiago.
Además este camino es recomendable por la gran cantidad de albergues, por su buena señalización y por los numerosos peregrinos que te encontrarás.

2. Entrénate para hacer el camino.

Hacer el camino te requerirá esfuerzo, así que tienes que ir entrenado. Te recomendamos que hagas senderismo con el calzado y la mochila que vayas a llevar al Camino. Si por el contrario, eres de los que no practicas ningún deporte a menudo, deberás comenzar tres meses antes un entrenamiento progresivo.

3. Antes de andar, prepara y organiza bien el Camino.

Para realizar el Camino necesitas tiempo para prepararlo, no basta con comprar una guía solamente. Si no tienes tiempo para ello, nuestro consejos es que te pongas en manos de una empresa especializada.

Hacer el camino de santiago desde león

4. Elige bien lo que vas a llevar en tu mochila.

El peso que lleves en la mochila, es muy importante. Intenta que el peso no supere el 10% o 12% de tu peso corporal. Una recomendación es si tienes pensado llevar guías turística en formato libro, llévalo en formato digital como libro electrónico, además de ahorrarte peso podrás llevar cientos de libros sin notar el peso.
No te olvides de llevarte una buenas botas y sobre todo, úsalas durante tu entrenamiento antes del hacer el camino. En tu mochila no puede falta papel de periódico, esto es esencial para ayudarte a mantener tus pies secos. Si tus botas se empapan por la lluvia, mete papel de periódico para que vaya absorbiendo todo el agua

5. Según el Camino que quieres hacer elige la época de cuando hacerlo.

Cualquier época del año es buena para hacer el Camino. Los meses de abril, mayo, junio, septiembre y octubre son los más recomendables. Pero si lo que buscas es reflexión y encontrarte a ti mismo, los meses desde diciembre a febrero son la mejor época para hacer el Camino.